Lunes, 30 de marzo de 2020 | Año XX | No: 7061 | CEO: Francisco J. Siller | Dirección General: Rocio Castellanos Rodríguez

Log in
eszh-CNenfrdeitjaptru

Advierte experta sobrediagnóstico de Trastorno de Déficit de Atención

México, 27 Abr .- Pamela Espinosa Méndez, psiquiatra infantil de la Secretaría de Salud, alertó que con frecuencia se confunde el Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), al ver a un niño que es travieso, latoso o con mucha energía, por lo que según estudios recientes, existe un sobrediagnóstico.

Los niños pueden ser inatentos, hiperactivos o impulsivos y no padecer TDAH; sin embargo, para el diagnóstico se analiza la intensidad y la frecuencia de estos síntomas, explicó la especialista en la  revista Ciencia y Desarrollo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

“Deben alterar la funcionalidad del individuo, es decir, su rendimiento en dos o más ámbitos de su vida, ya sea escolar, laboral o social y principalmente, no debe ser causado por ningún otro problema médico, alguna droga o problema psiquiátrico”, explicó.

La experta detalló que el Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad es a nivel neurobiológico, que se origina en la infancia; implica una alteración en la función cerebral encargada de planificar, organizar y llevar a cabo tareas complejas por largos periodos.

Explicó que son varios factores los que causan este padecimiento; sin embargo, se sabe que hay una serie de factores genéticos y ambientales que lo propician.

“Los síntomas son falta de atención, hiperactividad e impulsividad, no todos los niños con TDAH manifiestan los mismos síntomas ni con la misma intensidad”, explicó.

Luego, estableció que “en la escuela, por ejemplo, si ven a un niño latoso o que habla mucho dicen que tiene TDAH, pero su actitud puede deberse a que tal vez el niño tenga falta de límites, problemas de ansiedad u otros, por ello se debe hacer una valoración clínica”.

La evaluación, indicó, debe incluir aspectos tales como la presentación predominante de la falta de atención, que se puede identificar cuando al niño se le olvidan las tareas, la lonchera, el suéter o se distrae con facilidad.

Además, dentro del aspecto de la hiperactividad y la impulsividad encontramos al típico niño que no espera su turno, interrumpe en clase, tiende a decir cosas fuera de lugar y lastima a los demás.

Otro aspecto se conforma por la combinación de la inatención con hiperactividad e impulsividad. Todos estos síntomas deben presentarse con alta intensidad y frecuencia”, mencionó.

Le experta consideró que a los seis años se puede empezar a hacer el diagnóstico; sin embargo, “no existe algún estudio específico que indique si un niño tiene TDAH, por eso lo primero que hacemos es identificar las señales de alarma.

“Por ejemplo, que el niño presente dificultades para permanecer sentado, su conducta es poco respetuosa, molesta a sus compañeros, pasa de un juego a otro constantemente, es desorganizado, se salta las hojas de los cuadernos, tiene bajo rendimiento académico, entre otros”, detalló.

Al respecto, advirtió que si no se trata el TDAH también se puede combinar con otros trastornos o derivar en otros.

Por ejemplo, al no ponerle límites a los niños, o no hacer caso a los síntomas puede evolucionar a un trastorno negativista, que es una conducta oposicionista, desafiante, desobediente y hostil, que se da mucho en la adolescencia.

Al mismo tiempo, puede evolucionar a lo que se conoce como trastorno disocial, que se caracteriza porque se presentan conductas distorsionadas, destructivas y de carácter negativo, además de transgresoras de las normas sociales, en el comportamiento del individuo, por eso es que en la cárcel se dice que hay muchas personas que tienen TDAH mal diagnosticado en la niñez.

También se pueden presentar trastornos del sueño. De ahí la importancia de acudir con un especialista, subrayó.

 

/JRR/HTV

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Reportajes

Convivir con Don Goyo, mejor que un temblor

Por Quetzali Blanco

México.- El Popocatépetl registró una explosión que provocó una fumarola de varios kilómetros que fue...

Protesta, ira y diamantina

Por Agustín Lozano /Foto: Isaías Hernández

México.- La protesta en el Metrobús Insurgentes de la noche del 16 de agosto donde llovió...

Migrantes y el camino por el "sueño americano"

Por Óscar Vallejo

Tijuana.- Miles de centroamericanos cada año dejan sus hogares y emprenden su viaje en busca...

Inconsciencia vial, Primero yo y luego yo

Por Rober Díaz

México.- En México, se registraron en 2018 cuatro mil 227 muertes en accidentes automovilísticos y...

Niños explotados, realidad cotidiana en la Ciudad de México

Por Raúl Adorno Jiménez

México.- En las familias más pobres del país, los niños terminan como pilar de la...

Pesadilla de “Dreamers” en EU es la deportación

Por Ashlei Espinoza Rodríguez

*Sus hijos son los “dreamers” y los niños binacionales. Ellos son los soñadores. Se fueron...

Acaba leyenda negra del Penal del Topo Chico

Por Hugo Gutiérrez

Monterrey, 30 Sep .- Cerró oficialmente el Penal del Topo Chico, una de las penitenciarías...

Mont-Tremblant, entre la fantasía y la aventura extrema

Por Alejandra Pérez Bernal. Enviada

• En Quebec podrás hallar experiencias únicas • Trineos jalados por perros, lagos congelados y spas...

Diseños de Rigo Lewis marcaron un antes y después del Carnaval de Mazatlán

Por Lucía Tadeo Sánchez

Mazatlán.- Nacido justamente un domingo 14 de febrero de 1935, fecha en la que el...